Lectura diaria de la Biblia

18 de enero de 2020

Mateo 16:13–28 (DHH)

La Palabra vivificante de discipulado de Dios

Introducción

Mateo 16:13–28: Jesús les pregunta a sus discípulos sobre su identidad, y Pedro declara que es el Mesías. Jesús entonces habla a sus discípulos sobre su sufrimiento y muerte, y les enseña sobre la abnegación.

La Biblia para hoy: Mateo 16:16

Simón Pedro le respondió: —Tú eres el Mesías, el Hijo del Dios viviente.

Lectura para hoy

Pedro declara que Jesús es el Mesías

(Mc 8.27-30; Lc 9.18-21)

13Cuando Jesús llegó a la región de Cesarea de Filipo,16.13 Cesarea de Filipo: ciudad romana situada al norte del Lago de Galilea, en territorio no judío. preguntó a sus discípulos:

—¿Quién dice la gente que es el Hijo del hombre?16.13 Hijo del hombre: título que Jesús se aplicaba a sí mismo; véase Índice temático.

14Ellos contestaron:

—Algunos dicen que Juan el Bautista; otros dicen que Elías,16.14 Elías: profeta que vivió en tiempos del rey Acab (1 R 17—2 R 2); los judíos esperaban su regreso, que anunciaría la llegada del Día del Señor (Mal 3.23-24; cf. Eclo 48.4,10). y otros dicen que Jeremías o algún otro profeta.

15—Y ustedes, ¿quién dicen que soy? —les preguntó.

16Simón Pedro le respondió:

—Tú eres el Mesías, el Hijo del Dios viviente.16.16 Cf. Jn 6.68-69. El Mesías: título hebreo equivalente al griego Cristo; ambas palabras significan «ungido», «consagrado». Véase Índice temático.

17Entonces Jesús le dijo:

—Dichoso tú, Simón, hijo de Jonás, porque esto no lo conociste por medios humanos, sino porque te lo reveló mi Padre que está en el cielo. 18Y yo te digo que tú eres Pedro, y sobre esta piedra16.18 Piedra: también puede traducirse por roca; en griego hay un juego de palabras entre petros «piedra, roca», usada aquí como nombre propio (castellanizado Pedro), y petra «roca, peña» (traducida roca en Mt 7.24-25). Probablemente Jesús usó la forma aramea kefá (Cefas; cf. Jn 1.42; 1~Co 1.12; Gl 2.9), que significa tanto «roca» como «piedra». voy a construir mi iglesia;16.18 Iglesia: En los evangelios esta palabra solo aparece aquí y en Mt 18.17. En 16.18 designa al nuevo pueblo de Dios, al pueblo mesiánico. Este término es muy frecuente en otros libros del NT. Véase Índice temático. Cf. Ef 2.20. y ni siquiera el poder de la muerte16.18 El poder de la muerte: Lit. las puertas del Hades, el lugar de los muertos. Véase Reino de la muerte en el Índice temático. podrá vencerla. 19Te daré las llaves del reino de los cielos; lo que tú ates aquí en la tierra, también quedará atado en el cielo, y lo que tú desates aquí en la tierra, también quedará desatado en el cielo.16.19 Mt 18.18; cf. Jn 20.23. Llaves: símbolo de la autoridad del mayordomo para cerrar y abrir, con probable alusión a Is 22.15-25. Atar y desatar son términos que empleaban los rabinos con el sentido de excluir y admitir, respectivamente.

20Luego Jesús ordenó a sus discípulos que no dijeran a nadie que él era el Mesías.16.20 Que no dijeran a nadie: Véase Mc 1.34 nota.

Jesús anuncia su muerte

(Mc 8.31—9.1; Lc 9.22-27)

21A partir de entonces Jesús comenzó a explicar a sus discípulos que él tendría que ir a Jerusalén, y que los ancianos, los jefes de los sacerdotes y los maestros de la ley lo harían sufrir mucho. Les dijo que lo iban a matar, pero que al tercer día resucitaría.16.21 Que lo iban a matar… resucitaría: Mt 17.22-23; 20.17-19. Véase Mc 8.31—9.1 n. 22Entonces Pedro lo llevó aparte y comenzó a reprenderlo, diciendo:

—¡Dios no lo quiera, Señor! ¡Esto no te puede pasar!

23Pero Jesús se volvió y le dijo a Pedro:

—¡Apártate de mí, Satanás,16.23 Jesús parece reconocer aquí una continuación de la tentación de Satanás (cf. Mt 4.10). pues eres un tropiezo para mí! Tú no ves las cosas como las ve Dios, sino como las ven los hombres.

24Luego Jesús dijo a sus discípulos:

—Si alguno quiere ser discípulo mío, olvídese de sí mismo, cargue con su cruz y sígame. 25Porque el que quiera salvar su vida, la perderá; pero el que pierda la vida por causa mía, la encontrará.16.24-25 Cargue con su cruz: Sobre esta metáfora, véase Mt 10.38 n.; cf. también Lc 14.27; 17.33; Jn 12.24-25. 26¿De qué le sirve al hombre ganar el mundo entero, si pierde la vida? ¿O cuánto podrá pagar el hombre por su vida?16.25-26 Vida: la palabra griega significa vida, alma, o uno mismo. La expresión pierde la vida en el v. 26 equivale a arruina su vida (o se pierde a sí mismo, como en efecto lo expresa Lc 9.25). 27Porque el Hijo del hombre va a venir con la gloria de su Padre y con sus ángeles, y entonces recompensará a cada uno conforme a lo que haya hecho. 28Les aseguro que algunos de los que están aquí presentes no morirán hasta que vean al Hijo del hombre venir a reinar.16.28 Se han dado varias interpretaciones de esta declaración de Jesús, entendiéndola como referencia a: (1) su segunda venida, que los primeros cristianos creían que ocurriría en vida de ellos; (2) la exaltación y gloria de Jesús, que su muerte y resurrección significaban (Lc 24.26; Jn 12.23; 13.31-32; Hch 3.13), o (3) la transfiguración de Jesús, que se relata en el pasaje que sigue.

Reflexiona

Los versículos 13–20 a menudo se los menciona como «la confesión de Pedro». ¿Cómo responderías si alguien te preguntara quién es Jesús? ¿Por qué Jesús regañó a Pedro después de hablarles a sus discípulos sobre su sufrimiento y muerte (versículo 23)? En la lectura del 14 de enero, Jesús habló sobre tomar la cruz y seguirlo (Mateo 10:38). Aquí otra vez en la lectura para hoy (versículos 24–26) Jesús dice: «cargue con su cruz y sígame». ¿Cómo interpretas lo que Jesús está diciendo en esos versículos?

Ora

Señor Jesús, quiero seguirte y valientemente confieso que tú eres el Mesías, el Ungido de Dios, el Salvador prometido que ha venido al mundo. Tú sufriste y moriste sobre la cruz por mi bien, pero resucitaste para que yo pueda tener vida eterna y habite en la gloria contigo. Amén.

Petición para hoy

Los estudiantes y maestros de catequesis.

Lectura para mañana

Mateo 17:1–27: Jesús se transfigura, y su verdadera gloria es revelada.

Previa

Siguiente

Comparta la lectura bíblica de hoy con un amigo

Lectura diaria de la Biblia Archivo